viernes, 19 de mayo de 2017

Serpiterna

Raro me parece esta estabilidad
toda mi vida siempre he tambaleado
siempre jugando al borde del precipicio
a punto de volar o caer
amanecer o trasnochar
a quién le puede importar?
esta voz se ahoga en mi mente
una serpiente zigzagueando hoteles

rara  me dictamina el dedo que apunta
como si fuera una mancha que moleste
pero soy fuerte entre mis escombros
como un soplo de verbo divino
y busco caminos donde la palabra pulsa
no limosnas de seis lenguas
una serpiente zigzagueando las burlas

raro es el primer trazo en el regazo de la luna
piel  humana en la mirada de los transeúntes.

Elisa
doméstica

15 comentarios:

María Socorro Luis dijo...

...siempre en los extremos, en el todo o en la nada; en el cielo o en el abismo. Nunca en la cómoda estabilidad de la mediocridad.

No sé si acierto en la idea. De cualquier manera, gran poema.

Cariños, Ely


Rafa Hernández dijo...

Como dice Julio Iglesias en una de sus canciones "Entre el cielo y el infierno justo al borde la línea he sido yo quien ha hecho mi vida". La estabilidad y la felicidad al completo no se llega a alcanzar nunca, y si se consiguiera nos daría hasta miedo. Siempre andamos entre dos aguas, y mientras no nos vayamos de boca al abismo, todavía podemos seguir gracias de seguir vivos. La vida es tan complicada, que cuando menos te lo esperas te sorprende, y desgraciadamente casi siempre para peor. Excelente poema Elisa, y gracias.

Abrazos gorditos.

TORO SALVAJE dijo...

No sé si felicitarte por la estabilidad o darte el pésame... la estabilidad parece buena pero no tengo claro que lo sea... es muy aburrida.

Besos.

tecla dijo...

Yo creo que tienes una estabilidad que te reconforta, al menos de momento.
Es la sensación que tengo.

Vivian dijo...

Me pasa como al Toro, aunque es medio loco, a veces razona muy bien. Respecto al tema de la inestabilidad, me asusta; no sé si es buena, o aguarda para dar el zarpazo. No es ser pesimista, pero eso siento. Por otro lado tiene su parte buena; estar estable mental y económicamente es muy bueno. Bueno, no llegué a ningún lugar (como siempre)
Muy bueno Elisa, dejando ese tema, sigue buscando caminos! Vas bien.
Lindo fin de semana.
Besos

Lichazul oo dijo...

yo tampoco sé Toro
toda mi vida he caminado en el alambre

besos

Lichazul oo dijo...

creo que va por allí la cosa Soco jejeje
besos de sol

Lichazul oo dijo...

yo soy una persona feliz Rafa , independiente del vaso que se mire jejeje, pasa que Lichazul es más oscura , siempre ha sido más oscura ( desde que la encontré )

abrazos gorditos :)

Lichazul oo dijo...

por el momento, habrá que adaptarse entonces

Lichazul oo dijo...

besitos de sol Vivian
de certezas no he sido , solo el sentir amor y saber de que la muerte nos llegará, saber que el suelo se nos mueve a cada rato ( literalmente) nos hace ser menos propensos a las cosas

Jorge Ampuero dijo...

Nos extrañan las cosas casi inasibles de esta vida contradictoria tantas veces. Buen poema.

Saludos.

Lichazul oo dijo...

gracias Jorge
pos sí, de contradicciones estamos hechos
salutos

Verónica Calvo dijo...

Quien es fuerte en sus escombros se puede tambalear pero jamás caer.
Pasa que lo parece. Es mente.
Y este, un gran poema.

Besos, Elisa.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Alguna vez, recobramos la figura, en medio del soslayo, de las catástrofes, y nos trepamos en el aire, construyendo de nuestra desolación globos de rescate. UN abrazo. Carlos

joaquín galán dijo...

Vivir al borde del precipicio termina por hacernos fuertes y hasta sempiternos,como estos versos de altura.

Abrazo